El acceso al porno a edades tempranas

 

En la actualidad  son muchos los casos en que  los padres acuden a buscar ayuda profesional debido al acceso al porno a edades tempranas. 

Bien porque directamente han detectado que su hijo o hija ha estado accediendo a contenido pornográfico . Y también porque han  observado conductas de tipo sexual a muy temprana edad cuya causa principal ha sido el acceso a vídeos porno.

 Tenemos casos en los que han comenzado a visualizar este tipo de imágenes  a los 7 años.  Aunque la edad a la que comienzan a acceder a este contenido suele ser entre los 11 y 14 años. 

Comienzan viendo estas imágenes en grupo en un ambiente de risas y broma.  Pero más adelante continúa en algunas ocasiones el niño o niña accediendo ya en solitario debido a la curiosidad que les produce.

En caso de suceder esto, ¿cómo debe abordarse por parte de los padres? 

En primer lugar hay que mantener la calma y explicarles que ese contenido no es adecuado para su edad y que las imágenes no son de relaciones sexuales reales ya que se trata de actores. Podemos aprovechar para dar un poco de educación sexual e indicarles que la pornografía  es a veces es exagerada, o demasiado humillante para la mujer. También le diremos que en esas imágenes no se muestra cariño ni afecto. Por supuesto  decirles que no queremos que hagan eso y que con su edad no están preparados para ver esas imágenes tan fuertes.

¿Cómo puede afectar psicológicamente a un menor pensar que esas imágenes corresponden a la realidad ?

Tenemos que tener cuidado en este sentido ya que hemos observado casos en  los que el niño o la niña experimentan síntomas de ansiedad, insomnio y conductas de hipersexualidad precoz.

Si no le explicamos que ese tipo de conducta no es una conducta sexual como la de la vida real pierden la perspectiva y podrían aparecer a largo plazo desde rechazo y aversión al sexo hasta conductas de tipo agresivo,  comportamientos sexuales anómalos, y por supuesto actitudes machistas y violentas en el plano sexual.

Si no controlamos el acceso puede aparecer  adicción al porno.

 ¿Cómo pueden actuar los padres para mantener cierto control en el contenido que consumen sus hijos en una edad tan complicada?

Los niños cada vez tienen acceso antes a las nuevas tecnologías y eso es algo complicado de controlar ya que cualquier niño de once o doce años tiene teléfono móvil. Pero esto no significa que los padres no hagamos algo al respecto. 

Por supuesto aplicando el control parental en los dispositivos de los más pequeños y revisar el historial del vez en cuando de los dispositivos de nuestros adolescentes sin olvidar que nuestr@s  hij@s necesitan límites que los guíen. 

Si se consume este tipo de contenido pueden aparecer conductas como he citado anteriormente: adicción a la pornografía, comportamientos sexuales anómalos, agresividad, actitudes machistas y violentas en el plano sexual.

La importancia de la educación sexual a nuestros hij@s. No hay que esperar demasiado.

Cada niño o niña despierta su interés sexual a una edad distinta pero en términos generales se produce entre los 7 y los 11 años.  Por este motivo no debemos esperar a la adolescencia para dar una buena educación sexual a nuestros hijos.

La información siempre es buena, adaptada a su edad y conviene que respondamos a sus preguntas . De este modo podrán tomar mejores decisiones cuando se enfrenten a su sexualidad en un futuro y evitaremos que vayan buscando por ahí información que casi siempre les llega sesgada.

Las diferencias entre niños y niñas.

El acceso a la pornografía está apareciendo con la misma frecuencia en niños y niñas. La diferencia está en que los niños suelen acceder a edades más tempranas y no les cuesta tanto reconocer que han visto ese contenido como a las niñas que suelen ser más celosas de su privacidad.

Respecto a las consecuencias hemos observado mayor hipersexualidad en niñas . Imitan gestos, movimientos y suelen grabarse. Tenemos que tener mucho cuidado con estas conductas. 

Por su parte, los niños presentan mayor conducta adictiva, aislamiento  ya que buscan la privacidad para conectarse.

Pepa Fernández

Psicóloga Infanto Juvenil y Adultos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.

58 − 56 =

Menú